Colombia proyecta su cultura artesanal en España
Última actualización: 14 de diciembre de 2016

Martín Pescador es una marca de moda joven que tiene como valor agregado las Artesanías de Colombia, el diseño y la fauna nacional. En el último año la marca ha logrado expandirse a mercados internacionales en América y Europa.

Artesanías de Colombia ha sido un enlace fundamental para entablar la relación laboral con artesanos de distintas tribus y culturas del país, así como con nuevos diseñadores colombianos para unir técnicas innovadoras y tradiciones de nuestras culturas, que han permitido crear los mejores productos que representan la esencia del país. En esta versión de Expoartesanías, que irá hasta el 18 de diciembre, se destacan las empresas que promueven tanto en Colombia como a nivel internacional el talento del artesano y la expresión de su cultura.

Martín Pescador, es una de las empresas que trabaja con las tribus colombianas Wayúu, Kamsá e Inga, quienes aportan a la marca el sello autóctono de la cultura colombiana. Actualmente, genera empleo a 200 artesanos, quienes son los encargados de tejer, coser y agregar los detalles a los icónicos sombreros.

Los Wayúu, trabajan junto a Martín Pescador tejidos de objetos como el chinchorro, la hamaca, la mochila, mantas, sombreros y accesorios. Según sus tradiciones, Waleker, la araña, fue la responsable de enseñarle a la mujer a tejer y crear productos con grandes historias que expresan un sentimiento o una visión que le dan vida a tejidos llenos de tradición.

Uno de sus tejidos icónicos son los pompones, los tamaños de las borlas significan el poder, entre más grande se posee más, mientras que el color representa cada etapa de vida.

Kamsá, es una tribu originaria del Putumayo, habita en lo alto de la Cordillera de los Andes. Las mujeres de esta comunidad se destacan por sus tejidos de tradición centenaria, con los que adornan sus vestuarios.

Inga, es un grupo quechua que se ubica al norte del departamento de Nariño, y son una comunidad indígena muy cercana a la Kamsá.

Las tribus trabajan bajo un concepto que unifica la tradición centenaria en uno solo tejido llamado chumbe, es una trama hecha a mano por mujeres indígenas, que cuenta un mensaje sagrado por medio de las figuras que van tejidas, ya sea de amor, felicidad, el origen de la vida o sobre la naturaleza. El chumbe ahora va incorporado en la cinta del Panama Hat, como un sello artesanal de origen colombiano.

La elaboración de los sombreros toma 15 días en ser tejidos a mano por artesanos e indígenas de la zona de Putumayo y Nariño. Asimismo, para brindar variedad al cliente y generar más empleos, Martín Pescador fabrica sombreros en la Costa Caribe colombiana, a partir del tejido de la caña flecha, donde 20 personas realizan todos los pasos necesarios en la elaboración, para dar vida a una obra de arte.
Visión internacional
Con un año en el mercado la marca colombiana Martín Pescador, ha participado en distintas ferias locales de diseño, en la Macrorrueda ProColombia y fue seleccionada por la Embajada de Colombia en Madrid para exponer sus productos como parte de una estrategia de dar a conocer el diseño nacional.

Actualmente, Martín Pescador genera empleo a artesanos de distintos lugares de Colombia, fomenta más de 300 empleos indirectos entre confección y calzado, que al presente se vende en el país en las ciudades de Bogotá, Barranquilla y Cartagena.

A nivel internacional, la marca se está comercializando en Panamá, en la tienda especializada Dandy Store, en Estados Unidos, en Miami y Nueva York y en Francia en la multimarca Voglio. Para el 2017, van a estar presentes en la tienda departamental El Corte Inglés, España.